Como siempre sucede en el mar, el pasado Europeo de J80, celebrado en El Balís, nos ha dejado infinidad de sensaciones, buenas y malas, pero en todo momento muy intensas. Lo mejor, el buen ambiente en tierra, el village, las cervezas entre amigos, las bromas… lo duro fue negociar 3 días de muy poco viento, con el stress que este tipo de navegación conlleva, con otros dos días de rasca considerable, lo que nos proporcionó las mejores planeadas de toda la temporada. La clasificación final en el puesto 33 quizás no refleja las horas y días poniendo a punto el barco, probando cosas a bordo y, sobretodo, compitiendo a tope, dándolo todo en cada salida, en cada bordo y en cada llegada a boya, aunque lo asumimos con humildad y espíritu de superación. Personalmente ha sido una experiencia extraordinaria y agotadora!!! Muchas gracias Killo, Lou y Pimi, por estos momentos únicos vividos a bordo.

Un abrazo,
Freyu